La prehistoria en Colombia

Dada su ubicación geográfica el territorio actual de Colombia constituyó un corredor de poblaciones entre Mesoamérica, el Mar Caribe, los Andes y la Amazonía. Los hallazgos arqueológicos más antiguos fueron encontrados en los sitios de Monsú y Pubenza y datan de alrededor del año 20.000 a. C. Otros vestigios dan cuenta de que también hubo ocupación temprana en regiones como El Abra entre Tocancipá, Zipaquirá y Tequendama en Cundinamarca. Las fechas que arrojan estos últimos sitios corresponden al período Paleoindio. En Puerto Hormiga (Bolívar) se han hallado vestigios del período arcaico, que incluyen los restos cerámicos más antiguos que se han encontrado en América y datan de alrededor del año 3.000 a.C, época en la cual comienza el cultivo de maíz a pequeña escala en el altiplano cundiboyacense, resultando el mencionado grano tan provechoso, que poco después se convirtió en un componente esencial de la dieta de los pobladores. Los primeros cultivos de yuca, parecen haberse efectuado en la costa atlántica.

Poblamiento

La etapa temprana del formativo (ca. 7000 a. C - 1000 a. C) ésta determinada por bruscos cambios climáticos mundiales conocido como el Holoceno que causaron en primera instancia la migración de la megafauna y posteriormente su desaparición. La teoría más aceptada expone que, siguiendo a los grandes animales a través del Istmo de Panamá, llegaron los primeros pobladores a América del Sur. Sin embargo, el descubrimiento de sitios arqueológicos en Suramérica tan antiguos como los de Mesoamérica (por ejemplo el yacimiento de Pedra Furada en Brasil que data de hace 48 mil años), arroja sombras sobre esta primera teoría. Precisamente en Colombia se encuentra uno de estos antiguos yacimientos humanos conocido como El Abra y que data de hace 12 mil años, es decir, una comunidad humana contemporánea de la Cultura Clovis en Nuevo México.

El período posterior al Holoceno es conocido como formativo y corresponde a un prolongado lapso, que abarca desde el fin de la etapa arcaica hasta el momento en el cual surgieron los pescadores y cazadores de pequeñas presas que complementaban éstas actividades con la recolección y con incipientes formas de agricultura, cuando el clima concluía su proceso de estabilización y comenzaba a asemejarse al que tenemos en nuestros días. Los estudios paleoclimatológicos indican que las actuales sabanas interfluviales, probablemente fueron selvas húmedas en algún momento, lo cual daría cuenta de un progresivo ascenso en el grado de humedad de éstas regiones.

Partiendo de los montículos, conchales, materiales líticos, basureros y demás hallazgos, se cree que en la Costa Caribe de Colombia, y especialmente en la región del Canal del Dique, al iniciarse la Etapa Formativa antes del 4000 a.C, ya existían algunos asentamientos comunales semisedentarios, que subdivididos en grupos de varias familias, habitaban las inmensas casas, denominadas malocas y combinaban sus habituales actividades de caza y recolección con las primeras formas de agricultura en pequeña y gran escala. Es probable que simultáneamente hayan existido campamentos semipermanentes a lo largo del litoral, para alojar a otros grupos humanos que se dedicaban a la pesca y a la recolección de moluscos.
Comentarios
Debe estar registrado para poder comentar: Deseo registrarme